Este bromista le da objetos a personas sin que se den cuenta, ¡Mira y ríe a carcajadas!

Así de fácil es poner droga en cualquier bebida. Cuidado, te podría pasar a ti.