La Dra. Sandra Lee no podía creer el tamaño del bulto que este hombre tenía en su cuello.

Esta mujer dibujó su día a día con sus gatos y el resultado fue grandioso.