Ella es Pam Pam, una tierna gatita con una condición muy especial en sus ojos.

Esta niña de 7 años con alopecia, no ha dejado que su calvicie le impida lucir expectacular.