Los padres de esta modelo no pueden reconocer tras obsesionarse con las cirugías plásticas.

3 Feb, 2017

Pixie Fox es una modelo de Suecia, que ha adquirido fama gracias a las múltiples cirugías que se ha hecho. Su obsesión por parecerse a la sexy caricatura de Jessica Rabit, la he hecho gastarse no menos de 120,000 dólares para contratar a los mejores cirujanos de distintas partes del mundo. Ahora, ella está completamente irreconocible.

Así era como se veía antes.

caricatura

Una chica guapa que había crecido en una granja y trabajaba como electricista. Pero Pixie declaró que nunca sintió que perteneciera allí, por lo cual decidió marcharse de casa para convertirse en modelo. Sin embargo, su obsesión le ha hecho reconstruir prácticamente cada parte de su cuerpo.

Ya tuvo una cirugía de nariz e implante de colágeno en los labios…

caricatura2

Y otra de las más recientes, fue hacerse un trasero brasileño, lo cual se logra colocando implantes de grasa en los glúteos.

caricatura3

Se trata de un procedimiento complejo y muy incómodo, ya que la cantidad de grasa es tal, que hasta sentarse o moverse se pueden convertir en algo doloroso. Eso sí, al final quedan unas nalgas de infarto.

caricatura4

Pixie también suele pasarse horas en el gimnasio, además de seguir una estricta dieta orgánica para mantener su figura. Asegura que no consume alcohol ni drogas, a excepción de los antibióticos a los que ya se ha acostumbrado, debido a su extravagante estilo de vida.

caricatura5

Una de sus decisiones más polémicas, fue hacerse quitar 6 costillas para quedar con una cintura diminuta, algo extremadamente difícil porque casi ningún doctor aceptaba hacer esa locura. Sin embargo, al final lo consiguió y ahora luce un talle pequeñito en conjunto con unos senos y trasero enormes.

caricatura6

Pixie cuenta que algunas personas la han detenido en la calle para decirle que parece una caricatura. Aunque lo hacen para burlarse o porque están preocupados, para ella es el máximo halago que le pueden hacer.

caricatura7

Por increíble que parezca, ella no piensa detenerse para perfeccionar su cuerpo. Otras de las operaciones que tiene en mente, incluyen un implante de pestañas, implantes de cadera y una cirugía de Bichat para extraer la grasa de sus mejillas.

caricatura8

Cuando volvió brevemente a casa con el fin de visitar a su familia, nadie la pudo reconocer. Su propia hermana le dijo que estaba loca; sin embargo, todos parecen respetar su decisión de convertirse en una especie de dibujo animado.

caricatura9

¿Habías visto alguna vez algo similar?