Hombre furioso destroza una tienda de Apple luego de que se negaran a reemplazar su iPhone.

En Dijon, Francia, un hombre causó un gran alboroto después de que los empleados le dijeran que no podían reemplazar su iPhone defectuoso. Al parecer esto lo hizo enfadar tanto, que se puso a destrozar cosas por toda la tienda.

Lo primero que echó a perder fueron los iPhones, cuyas pantallas rompió, estrellándolas con el inmenso guante que traía en una de sus manos, el cual es un accesorio que se usa en un juego francés llamado Petanque. Luego arruinó también unas Macbooks y por si eso no fuera suficiente, se puso a gritar y a incordiar a los trabajadores del establecimiento.

El desastre terminó cuando un guardia hizo aparición para sacarlo de ahí.

Luego de haberse presentado una demanda en la corte, las autoridades estipularon que el sujeto tendría que pagar por los daños la cantidad de $19,000, además de más de $300 adicionales para compensar el perjurio a un guardia del establecimiento.

También pasará dos años en libertad condicional.

Esta sentencia sin embargo, fue poco para la sucursal de Apple, que pretendía ser compensada por al menos $65,000. Lamentablemente, los empleados recogieron y reemplazaron los productos demasiado rápido, por lo que no se pudo hacer un recuento exacto de los daños. Eso y también que se determinó que los aparatos no estaban a la venta, sino que eran solamente de exhibición.