Este niño tenía que hacer su tarea en un McDonald’s pero ahora su vida ha cambiado.

22 Dic, 2016

En el 2015, la foto de Daniel Cabrera, un pequeño niño de Cebú, Filipinas, estudiando en un banquito de noche y solamente con la luz de un McDonald’s cercano, se hizo completamente viral gracias a Joyce Torrefranca, una estudiante de medicina que lo vio y sintió pena por él.

Luego de que la imagen fuera compartida más de 9 mil veces en las redes sociales, la gente empezó a interesarse por Daniel, quien ocultaba una triste historia.

El pequeño de 9 años se quedó sin hogar, luego de que su familia perdiera la casa en un incendio. Para colmo, en el 2013 su padre murió, lo que obligó a su madre trabajar en una tienda de comestibles, lo cual no era suficiente para pagar una vivienda.

A fin de apoyarla, Daniel comenzó a vender a vender cigarros y dulces en la calle y a estudiar por las noches, ya que aún quería superarse.

Se acercaba a los carteles con luz de McDonald’s para poder leer.

Luego de que su situación fuera conocida por miles de personas, las donaciones no tardaron en llegar. Gracias al dinero recaudado, Daniel y su familia pueden vivir en una casa digna con todos los servicios básicos, y él continuará estudiando. Su sueño es llegar a ser policía.

Hoy, una agencia lo reunió con Joyce para que ambos pudieron contar sus historias y expresar su agradecimiento.

¡El mundo siempre es buen lugar cuando tienes la oportunidad de ayudar a alguien!