Este hombre dice haber encontrado el amor en una muñeca tras salir de una profunda depresión.

19 Ene, 2017

Luego de que su mujer lo dejara, Dirk había caído en una profunda depresión y extrañaba la compañía de una pareja. La pornografía y la autocomplacencia no lo satisfacían. De modo que decidió dejar a un lado sus prejuicios, y ordenar una muñeca sexual.

sandra-hoyn-dirk-muneca-7

Cuando la entregaron en su puerta, afirmó sentir una excitación que le hizo romper la caja. La empresa la había mandado con su propio negligé. De inmediato, Dirk se apresuró a desahogar su frustración sexual con Jenny, más rápido de lo que lo había conseguido nunca.

sandra-hoyn-dirk-muneca-8

Pero esa extraña relación estaba por convertirse en algo más. Por extraño que parezca, Dirk procedió a contarle todos sus problemas, como si ella lo escuchara.

sandra-hoyn-dirk-muneca-9

Descubrió que, en efecto, Jenny podía ser mucho más que un juguete: pronto empezó a considerarla como su compañera sentimental y confidente, silenciosa y comprensiva.

sandra-hoyn-dirk-muneca-10

Ambos se casaron en una boda oficiada por él mismo, en la intimidad de su dormitorio, vestidos para la ocasión. No pudo darle anillo de compromiso, debido a que no encontró ninguno de su talla.

sandra-hoyn-dirk-muneca-11

Poco después, Sandra Hoyn, una reconocida fotógrafa alemana, lo contactó en un foro donde se hablaba sobre muñecas sexuales, pidiéndole documentar en fotos su modo de vida.

sandra-hoyn-dirk-muneca-12

Dirk accedió, siempre y cuando ocultara su nombre real. Así, en el 2014 nació el proyecto Jenny’s Soul, una serie de fotografías que retrata el amor de este hombre por su muñeca.

sandra-hoyn-dirk-muneca-13

Dirk afirma que se tiene que esconder de sus vecinos, familia e hijo. Pero que Jenny es mejor que cualquiera de sus dos ex esposas.

sandra-hoyn-dirk-muneca-14

Cuando tienen relaciones, él prefiere eyacular afuera, ya que le es difícil limpiarla por dentro.

sandra-hoyn-dirk-muneca-1

Todos los domingos, le da un baño especial, acompañado de masajes y polvos que mantienen su piel en buen estado.

sandra-hoyn-dirk-muneca-2

Para él, su relación con Jenny va más allá de lo morboso: se ve a sí mismo como guardián de una criatura frágil, que al mismo tiempo le brinda un escape de su realidad.

sandra-hoyn-dirk-muneca-3

Llevan ya cuatro años de matrimonio y solo sueña con poder demostrar el amor por su muñeca en el exterior.

sandra-hoyn-dirk-muneca-4

Aunque para eso, está consciente de que la sociedad primero debe eliminar sus prejuicios sobre las muñecas sexuales. Y es que él no es el único que ha adoptado este estilo de vida.

sandra-hoyn-dirk-muneca-5

¿Tú qué piensas?