Esta perrita tuvo que arrastrarse por kilómetros para salvar su vida.

19 Abr, 2017

Poppy, es una perrita de Okavango, Botswana, que vivió una gran aventura para ponerse a salvo. Sin nadie que la ayudara, la pequeña quedó sola en un paraje desolado, sin poder utilizar sus patas traseras. Al parecer, algún animal la atacó de manera que ya no pudo caminar. Sin darse por vencida, ella consiguió arrastrarse sobre sus dos patas delanteras por kilómetros, solo para buscar ayuda.

Su historia de supervivencia es increíble

perrita

No solo consiguió llegar a un campamento, sino que atraveso bajo la lluvia por una región llena de leones y hienas, sin recibir ningún daño

perrita2

En el campamento se encontró con Amanda Stronza, una mujer que se dedica a rescatar animales y que no dudó en llevarla con el veterinario

perrita3

Para que recibiera atención médica, tuvieron que abordar un ferry hasta el pueblo más cercano. Allí, Amanda supo que Poppy necesitaba una operación

perrita4

La mujer recaudó fondos para pagar la intervención de la perrita, que se supone, debería poder volver a caminar o por lo menos,hacerlo con ayuda de una andadera

perrita6

Mientras tanto, Poppy ha sido bien alimentada y las medicinas que ha tomado le han ayudado a recuerar las fuerzas

perrita7

Pero lo más importante, es que hoy esta pequeña cuenta con una nueva familia que le da mucho amor. Otra lección de que los animales son más fuertes de lo que pensamos.