El hilo rojo de la vida. Un hilo invisible que conecta aquellos que están destinados a encontrarse.

21 Dic, 2016

El hilo rojo de la vida es una leyenda japonesa, que dice: que aquellas personas que están destinadas a estar juntas tienen un hilo rojo de la vida, el cual viene con ellos desde su nacimiento. El hilo existe independientemente del momento en que en sus vidas logren conocerse el cual no puede romperse en ningún caso, aunque a veces este pueda estar un poco tenso este es prueba del vinculo que existe entre estas personas. El hilo rojo es invisible y conecta aquellos que están destinados a encontrarse, sin importar el tiempo, el lugar o el espacio. Este puede estirarse o contraerse pero nunca se puede romper.

La increíble leyenda del hilo del destino:

hilo rojo de la vida (1)

Hace mucho tiempo un emperador logro enterarse de que en sus tierras habitaba una bruja muy poderosa la cual tenía la capacidad de controlar el hilo rojo del destino y por esto mando a buscar de ella. Cuando la bruja fue llevada ante el emperador, este ordeno que buscara el otro extremo del hilo que llevaba atado al dedo meñique y lo llevara ante la mujer que sería su futura esposa. La bruja accedió a la petición del emperador  y comenzó a seguir y seguir el hilo rojo hasta que esta búsqueda la llevo hacia el mercado del pueblo, específicamente donde una pobre mujer campesina con un bebe recién nacido en sus brazos. Al llegar donde esta pobre campesina la invito a ponerse de pie luego le dijo al emperador: aquí está la persona con la que está atado tu hilo rojo de la vida. Pero este al escuchar esto enfureció pensando que se trataba de una broma de la bruja, empujando la campesina que aun llevaba su bebe en sus brazos haciendo que esta se cayera y se hiciera una gran herida en la frente, luego ordeno a sus guardias que detuvieran a la bruja y le cortaran la cabeza. Pocos años después llegó el momento en que el emperador debía de casarse y su corte le recomendó que lo hiciera con la hija de algún general muy poderoso. ¡Quien por supuesto acepto! … ¡Y llego el día de la boda! y además el momento de ver el rostro de su esposa, la cual entro al templo con un hermoso vestido y un velo que cubría su semblante totalmente.

Al levantarse el velo vio que esta hermosa mujer tenía una “peculiar cicatriz en la frente”. Una cicatriz que el mismo había provocado al no ver el destino frente a sus ojos. Esto le enseño al emperador que no se puede escapar del destino ni de la persona que está destinada para amarnos.

En pocas palabras lo que el texto anterior quiere decir es: que un hilo rojo de la vida conecta nuestro destino, que este se puede estirar pero no romper y que una vez llegue el tiempo adecuado nos encontraremos con esa persona que esta destinada para nosotros. Entre la comunidad de padres y madres adoptantes de japón esta leyenda significa una metáfora recursiva ya que supone que el vínculo entre el padre que adopta y su hijo ya estaba realizado anticipadamente por el hilo rojo de la vidaEntre la sociedad japonesa ademas es normal escuchar frases como: ”Estamos tirando fuerte del hilo rojo”, o ”tendiendo puentes con el hilo rojo”, lo que convierte a la leyenda parte del vocabulario que se utiliza en Japón. Una de las leyenda sobre este maravilloso hilo de la vida cuenta que un anciano sale de la luna por las noches y busca en la tierra aquellas almas que están predestinadas a estar juntas y cuando las encuentra ata este hilo rojo para que no se pierdan.