Donald Trump causa polémica y burla al publicar: “Fidel Castro está muerto” en su cuenta de Twitter.

donald-trump-fidel-castro-muerto-twitter-5

A estas alturas, el fallecimiento de Fidel Castro se ha convertido en tendencia de las redes sociales y los políticos no han perdido oportunidad de opinar al respecto. Donald Trump fue uno de ellos, pero la gente no lo trató nada bien después de escribir un escueto mensaje.

“¡Fidel Castro está muerto!”, escribió el magnate en su cuenta de Twitter y las burlas no tardaron en llegar.

donald-trump-fidel-castro-muerto-twitter-1

F: twitter / realdonaldtrump

¿Eso es todo lo que tienes que decir? ¿Lo pensaste tú solo? Brillante. LOL”, fue uno de los primeros comentarios sarcásticos que recibió.

Y entonces siguieron apareciendo.

“Hombre, que buen tweet presidencial”.

donald-trump-fidel-castro-muerto-twitter-3

F: twitter / realdonaldtrump

“Que afirmación tan presidencial, señor presidente electo. Gracias por ponerla en perspectiva para nosotros”.

Sin embargo, tampoco faltaron quienes salieron en defensa de Trump, escribiendo que él solo estaba haciendo un anuncio (como si no tuviéramos acceso a las noticias en Internet), e iba directo al punto.

Después de las burlas, Trump escribió varios tweets en los que se explayaba más sobre la muerte del revolucionario cubano, de cuyo legado dijo “causó un sufrimiento inimaginable y negó muchos derechos humanos fundamentales”.

“Hoy, el mundo marca la muerte de un brutal dictador que oprimió a su gente durante seis décadas”, dijo en uno de sus mensajes.

Afirmó además, que aunque Cuba seguía estando bajo un mandato totalitario, esperaba que Estados Unidos trabajara en conjunto con sus habitantes, para que pudieran gozar de finalmente de su libertad.

“El tirano Castro está muerto. Nuevas esperanzas resurgen. Permaneceremos con los cubanos oprimidos por una Cuba democrática y libre. ¡Viva Cuba libre!

donald-trump-fidel-castro-muerto-twitter-4

F: twitter / realdonaldtrump

Hay que recordar que si bien él está a favor de mantener relaciones cordiales con la isla, criticó duramente a Obama por buscar un acuerdo que supuestamente, pedía muy poco de La Habana y solo reportaba algunos beneficios para Estados Unidos.

Mientras tanto, los cubanos en América siguen festejando la muerte de Castro.